DEFENDER LA DEMOCRACIA

Organismos de Derechos Humanos destacaron hoy que se sienten “nuevamente convocados a defender la democracia”, al leer un documento conjunto después de marchar acompañados por miles de personas que colmaron la Avenida de Mayo y sus diagonales desde Avenida de Mayo y 9 de Julio, al cumplirse 40 años del último golpe cívico militar que sufrió nuestro país.
“A 40 años del golpe genocida, nos sentimos nuevamente convocados a defender la democracia”, leyó la titular de Abuelas de Plaza de Mayo, Estela de Carlotto, desde el escenario central dispuesto en la Plaza donde afirmó que “el cambio de gobierno está significando a diario la vulneración de derechos”.
La titular de Abuelas fue una de las encargadas de leer el documento conjunto que confeccionaron los organismos y que tuvo otro pasaje leído por la titular de Madres de Plaza de Mayo Línea Fundadora, Taty Almeida, quien sostuvo hoy que “sin derechos no hay democracia”.
“Repudiamos enérgicamente los intentos destituyentes a las democracias latinoamericanas y abrazamos al pueblo de Brasil en defensa de la soberanía popular”, dijo también Almeida y acusó a las corporaciones económicas de buscar desestabilizar a los gobiernos democráticos en la región.
Minutos antes de las 17 y después del ingreso de la columna de H.I.J.O.S., que por la cantidad de gente tardó en poder ingresar a la Plaza, representantes de esa organización, de Abuelas, Madres (Línea Fundadora), y Familiares de detenidos y desaparecidos por razones políticas leyeron el documento como lo hacen todos los años.
Los organismos de Derechos Humanos ingresaron a la Plaza de Mayo cerca de la 16 para conmemorar el 40° aniversario de la golpe cívico-militar y exigir “memoria, verdad y justicia”, acompañados por una multitud compuesta por organizaciones sociales, sindicales y políticas y miles de ciudadanos independientes.
La columna llegó a la Plaza encabezada por referentes de Madres y Abuelas de Plaza de Mayo, que partieron de la Avenida de Mayo a la altura de la calle Piedras, seguidos por miles de manifestantes que confluyeron desde el Obelisco y el Congreso.
Estela Carlotto (Abuelas), Taty Almeyda (Madres línea fundadora) y Horacio Pietragalla (H.I.J.O.S.) fueron algunos de los referentes de los organismos de Derechos Humanos que encabezaron la larga columna que ingresó a la histórica plaza portando la bandera azul con los rostros de miles de desaparecidos y precedida por los tambores de la batucada de La Chilinga que fueron abriendo el paso.
La llegada de los organismos que marcharon en forma conjunta a la plaza ubicada frente a la Casa Rosada coincidió con la tradicional ronda de los jueves de las integrantes de la Asociación Madres de Plaza de Mayo que en esta oportunidad escucharon a miles de ciudadanos cantar “Madres de la Plaza, el pueblo las abraza”.
El acto de los organismos concluyó pasadas las 17 con la lectura del documento conjunto en el que dejaron expresada su visión política, a 40 años del golpe cívico-militar que dio origen a la dictadura más sangrienta de la historia argentina.
A lo largo del trayecto que recorrió la bandera con los rostros de los desaparecidos, pudieron observarse carteles y banderas de distintos movimientos políticos y sociales que adhirieron a la convocatoria como la Asociación de Trabajadores del Estado (ATE), el Centro de Estudios Legales y Sociales (CELS), la Central de Trabajadores de la Argentina (CTA), Lá Campora, la JP Evita, Suteba, La Bancaria o la organización barrial Túpac Amaru.
En distintos puntos de la Plaza de Mayo y de las avenidas que desembocan en ella podían observarse paradas dispuestas por La Garganta Poderosa para dejar mensajes con relación al nuevo aniversario del Golpe de Estado y temas coyunturales como la visita del presidente de los Estados Unidos, Barack Obama.
Desde Avenida de Mayo y 9 de Julio había distintos puestos en los que se podía adquirir el ejemplar autogestionado por los trabajadores del diario Tiempo Argentino, que no cobran su salario desde noviembre último.