INFLACIÓN DE ENERO EN LA CIUDAD

En el primer mes de 2019 la inflación en la Ciudad de Buenos Aires fue del 3,8%, alcanzando así una una trayectoria interanual del 48,6%, es decir 3,1% superior a la de diciembre de 2018. Estos datos se desprenden del informe sobre el Índice de Precios al Consumidor (IPCBA), elaborado por Instituto de Estadísticas y Censos de la Ciudad.
La variación en del IPCBA respondió principalmente a las subas en las divisiones: Vivienda, agua, electricidad y otros combustibles; Transporte, Alimentos y bebidas no alcohólicas y Recreación y cultura, que en conjunto explicaron el 2,47% del alza del Nivel General.

Incrementos Rubro por Rubro:

Vivienda, agua, electricidad y otros combustibles: registró un incremento de 3,8%, aportando 0,68% al nivel general del IPCBA, debido principalmente al impacto de la suba de la tarifa de agua corriente que entró en vigencia el 1º de enero de 2019 mediante la Resolución Nº 55/2018, emitida por Secretaría de Infraestructura y Política Hídrica dependiente del Ministerio del Interior, Obras Públicas y Vivienda del Gobierno nacional y afectó a gran parte de los usuarios residenciales.

Transporte: tuvo un alza promedio de 5,0%, contribuyendo con 0,64% a la evolución mensual de los precios al consumidor, al impactar fundamentalmente la entrada en vigencia, a partir del 12 de enero, de los nuevos cuadros tarifarios para colectivo y tren de corta distancia, dispuesta por el del Ministerio de Transporte de la Nación a partir de la Resolución Nº 16/2019. Le siguieron en importancia el arrastre que dejaron las subas en los valores del viaje en taxi -Decreto 451/18, con vigencia a partir del 22 de diciembre de 2018- y el incremento de la tarifa del pasaje del subte, que entró en vigencia el 15 de enero de 2019. También, se destacaron los incrementos en los peajes y en los precios de los automóviles.

Alimentos y bebidas no alcohólicas: aumentó 3,6%, tuvo una incidencia de 0,60% en la evolución mensual de los precios al consumidor. Al interior de la división, las principales alzas se registraron en los siguientes grupos: Carnes y derivados, que sufrió un incremento del 4,9%; Leche, productos lácteos y huevos, que registró un alza del 3,9% y Pan y cereales con una suba del 3,1%.

Recreación y cultura: se elevó 6,1% e incidió 0,56% en el nivel general del IPCBA, este incremento se vio reflejado principalmente en el alza de los abonos del servicio de televisión por cable y, en menor medida, las subas en los precios de los paquetes turísticos, como también en el precio de tapa de diarios y revistas.

Por lo demás, el primer informe del año sobre Índice de Precios al Consumidor en la ciudad de Buenos Aires destaca que “el resto de las divisiones tuvo una incidencia positiva, aunque menor, en el nivel general del IPCBA , con excepción de la división Prendas de vestir y calzado, que registró una caída de 1,2% producto de las liquidaciones de la temporada primavera-verano”.

Variación interanual

En términos interanuales las divisiones Vivienda, agua, electricidad y otros combustibles, Alimentos y bebidas no alcohólicas y Transporte continuaron siendo las principales responsables del incremento interanual de los precios minoristas, explicando el 50,9% de la variación interanual del Nivel General.
La aceleración de la trayectoria interanual del IPCBA respondió principalmente al mayor dinamismo e incremento de la tasa de suba interanual de las siguientes divisiones: Transporte con un alza del 67,7% interanual, lo que se traduce en un incremento del 5,7% por encima del mes de diciembre de 2018. Comunicaciones registró una suba interanual del 56,4%, que se traduce en el 17,9% de incremento respecto al último mes del año anterior. Recreación y cultura experimentó un alza interanual del 45,6%, es decir del 5,4% por encima de diciembre pasado. La suba interanual en la división Alimentos y bebidas no alcohólicas fue del 53,4%, es decir un 2,8% por encima del mes previo. En lo que respecta a la división Vivienda, agua, electricidad y otros el alza interanual alcanzada en el primer mes del año fue de, 47,3%, exactamente el 2,2% por arriba de diciembre de 2018. Luego de hacer un análisis de estos porcentajes, el diagnóstico más adecuado que se puede expresar se reduce a tres palabras: nos están matando.

Bienes y Servicios

Durante enero de 2019 los Servicios registraron un alza de 5,0%, y se ubicaron por encima de los Bienes que registraron un incremento del 2,4%. Vale la aclaración: el incremento en el costo de los Servicios responde a la mera arbitrariedad del Gobierno Nacional, en contrapartida en incremento de los Bienes resultan del cotejo de la incidencia de los primeros en el incremento de los costos de producción.
Hecha esta salvedad, el informe elaborado por la Dirección de Estadísticas y Censos porteña, explica que la “La dinámica mensual de los Servicios se reflejó principalmente los aumentos en las
tarifas del transporte público de pasajeros (colectivo, tren de corta distancia y subte) y del servicio de agua corriente”, como se señala más arriba, cada uno de estos incrementos responden al arbitrio del Poder Ejecutivo. La consecuencia directa de los aumentos de las tarifas de los Servicios se reflejó en el incrementos en los valores de la hotelería turística. No así en la suba de los abonos de televisión ni los servicios de telefonía (fija y móvil).
Respecto al comportamiento de los Bienes las alzas respondieron fundamentalmente al incremento del costo de los Servicios y se vieron reflejadas en el incremento del precio de alimentos de primera necesidad tales como carnes, los lácteos y los panificados. También incidió en el costo de los artículos de tocador, belleza, descartables, utensilios de limpieza y cigarrillos. Por otra parte los medicamentos experimentaron una suba en el primer mes del año, al igual que el precio de diarios y revistas. Por último, el informe del Gobierno porteño, destaca la caída en los precios de las prendas de vestir y de las naftas.
En términos interanuales, las agrupaciones Bienes y Servicios aceleraron su ritmo de suba hasta: 52,6% interanual. La primera con un alza del 1,8%. respecto del mes previo, y la segunda con un incremento respecto a diciembre pasado de 4,2%.

Inflación núcleo

Desagregando por subíndices, durante enero de 2019 la categoría Resto o inflación núcleo -es decir, aquella subcanasta que mide la variación de precios de bienes y servicios que no tienen comportamiento estacional ni están sujetos a regulación IPCBA-4 registró un alza del 3,1% mensual. En términos interanuales, esta agrupación se aceleró hasta 45,4%, es decir el 1,9% por arriba del registro del último mes de 2018.
Los bienes y servicios Estacionales se elevaron 6,7%, por subas en los precios de los servicios de transporte público de pasajeros y de agua corriente, junto con incrementos en los servicios de telefonía fija, en los precios de los cigarrillos, en el valor de los peajes y el arrastre que dejó el ajuste de la tarifa de taxi el mes previo. Dichos aumentos fueron. Así, esta agrupación marcó una fuerte aceleración en términos interanuales del 65,1%, es decir 9,3% por encima del mes anterior.

Vertiginosa caída de las ventas

Los resultados de los indicadores de ventas en la Ciudad de Buenos Aires, correspondientes al tercer trimestre de 2018, dan cuenta de una marcada caída en supermercados, restaurantes, comidas rápidas, electrodomésticos y jugueterías. Así lo informa un estudio elaborado por la Dirección General de Estadística y Censos, dependientes del Ministerio de Economía y Finanzas del Gobierno porteño, que construye estos indicadores, a partir de la información consolidada obtenida de las declaraciones juradas impositivas del Impuesto sobre los Ingresos Brutos, siendo que la base imponible declarada tiene correspondencia con las ventas efectuadas en el tercer trimestre de 2018.
La caída de las ventas en supermercados experimentó en el tercer trimestre del año una baja del 7,9%.
En el rubro ventas de restaurantes, la caída se acentuó hasta alcanzar una baja de 4,5%. Respecto a la venta de comidas rápidas, la baja llegó al 3,4%.
Electrodomésticos es el rubro con un mayor nivel de caída en lo que va del año, experimentando en este tercer trimestre un descenso del 22,0%.
Las ventas en jugueterías, si bien no obtuvo un guarismo negativo, descendió del 12,8% al 1,8% en el tercer trimestre del año.
A nivel interanual el consumo en restaurantes es el rubro que experimenta la mayor caída del 3,9%, le sigue el consumo de comidas rápidas con una caída interanual del 1,9% y la venta de alimentos en supermercados que descendió, a nivel interanual el 1,7%.

—————————————————-
4.– Esta clasificación es similar a la que utilizaba el INDEC en el IPC GBA, base 1999=100, en la cual se incluía en la categoría Resto a los Sistemas de salud y servicios auxiliares y a la Educación formal.