#PARÁ LA MANO

La campaña la promueven el Consejo Nacional de las Mujeres, Nuevos Ferrocarriles Argentinos, el Ministerio de Interior y Transporte de la Nación y el Inadi con el objetivo de prevenir las agresiones y abusos en el transporte y para fomentar que las mujeres los denuncien. Esta semana, un varón fue detenido luego de abusar de una pasajera en la Línea A del subte.

La iniciativa #ParaLaMano promueve el uso igualitario de los servicios ferroviarios en el marco del trabajo transversal entre todas las instituciones del Estado para parar la violencia contra las mujeres”, indicaron desde el Consejo Nacional de las Mujeres (CNM) durante la presentación a principios de octubre.

La campaña, que apunta a visibilizar, prevenir y denunciar el acoso en el transporte, volvió a instalarse esta semana luego de que un varón se masturbara en el Subte A y eyaculara sobre una pasajera: fue detenido con ayuda del resto de las personas que viajaban en el transporte público, incluida la mujer abusada.

“El Consejo Nacional de las Mujeres contribuye a la concientización ciudadana para desactivar los discursos dominantes del no te metás y el falso mito según el cual las mujeres que sufren acoso deben avergonzarse porque algo habrán hecho para buscarlo o agradecer el piropo“, insistieron desde ese organismo.

Entre enero y septiembre de este año, las fiscalías de todo el país registraron una gran cantidad de denuncias por exhibiciones obscenas en la vía pública y en los medios de transporte.

Además de prevenir este tipo de abusos, #ParaLaMano también promueve la línea 144 para que las mujeres denuncien estas agresiones mediante  gráficas que se instalaron en las terminales y trenes de los Ferrocarriles Argentinos, y volantes.

“Y todos pueden sumarse a través de las redes sociales, usando el hashtag o a través de la página oficial de Facebook y la cuenta de  twitter @ParemosLaMano”, informó el Consejo.

#ParaLaMano surge después de que en marzo de 2014, la Operadora Ferroviaria S.E. y el CNM firmaran un convenio conjunto en que se comprometieron al desarrollo de “acciones conjuntas para la promoción de los derechos de las usuarias y las trabajadoras del servicio de transporte ferroviario, así como también sobre la concientización acerca de sus derechos desde una perspectiva inclusiva de género”.

Acoso y abuso callejero: violencia sexual

Se trata de manoseos, los roces, los toqueteos, las apoyadas, las exhibiciones obscenas, las masturbaciones frente o encima de los cuerpos femeninos.

“La violencia sexual en el transporte público comienza sobre las niñas apenas se desarrollan, y en el caso de las denuncias, las mujeres que se animan a hacerlo son la excepción a la idea de que el manoseo cotidiano es tan normal como viajar parados o apretados”, advirtió el CNM.

Para denunciar el acoso

Las líneas 144, de contención, información y asesoramiento a víctimas de violencia, funciona las 24 horas del día durante todo el año y desde cualquier punto del país; 137 del Programa Las Víctimas contra las Violencias interviene en el ámbito de la Ciudad de Buenos Aires, Posadas, El Dorado (Misiones) y Resistencia (Chaco); en tanto que también recibe denuncias el 0800 999 2345 del Inadi o se puede dejar asentada la situación en los Centro de Atención al Pasajero (CAP) de las distintas líneas.

Fuente: Ansol