martes, mayo 28

COSTO DE VIDA EN LA CIUDAD

Una familia tipo integrada por dos personas adultas y dos menores en edad escolar, necesitó $158.668 en agosto para no ser indigente. Para no ser pobre su ingreso debió ser de $282.452 y para considerarse clase media debió percibir $435.394.

Estas cifras se desprenden del informe de agosto sobre Líneas de pobreza y canastas de consumo, elaborado por la Dirección General de Estadísticas y Censos de la Ciudad de Buenos Aires (DGESYC), que mide la capacidad económica de los hogares porteños mediante el sistema de Canastas de Consumo.

De forma que, la Canasta Básica Alimentaria (CBA) y la Canasta Básica Total (CBT), son las que definen las líneas de indigencia y de pobreza de la población porteña. Estas líneas, que se valorizan a precios de la Ciudad de Buenos Aires, en combinación con la información sobre ingresos, permiten obtener la cantidad y porcentaje de población en situación de indigencia y de pobreza.

Según el poder adquisitivo para acceder a las denominadas Canastas de Consumo, se establecen cinco categorías de hogares tipo porteños:
1.Pareja compuesta por una mujer y un varón económicamente activos y propietarios de la vivienda, con dos hijos.
2. Pareja de adultos mayores, mujer y varón, ambos económicamente inactivos, propietarios de la vivienda
3. Hogar unipersonal, de un adulto económicamente activo y propietario de la vivienda
4. Pareja compuesta por una mujer y un varón de 25 años de edad, ambos económicamente activos y propietarios de la vivienda
5. Pareja compuesta por una mujer y un varón de 25 años de edad, ambos económicamente activos y no propietarios de la vivienda.

Los gastos de la Canasta Básica Alimentaria (CBA) marcan el límite de la indigencia. Los de la Canasta Básica Total (CBT) establece el límite de consumo para no caer en la Pobreza. Y los de la Canasta Total (CT) fija el estándar de consumo de la clase media alta o sector acomodado. En promedio en el mes de agosto el incremento de los Bienes y Servicios, registraron una suba de 12,4% el primero y un 9,7% el segundo. Porcentajes que impactaron profundamente en el costo del conjunto de las Canastas de Consumo.

Durante el mes de agosto el Índice de Precios al Consumidor de la Ciudad de Buenos Aires (IPCBA) registró un incremento de 10,8%, acumulando en los primeros ocho meses del año una suba de 79,8% y una inflación interanual del 127,3%. Teniendo en cuenta que la mayor variación de precios se dio en el rubro alimentos, servicios y productos del hogar, se estima en un mes las Canastas de Consumo se incrementaron en alrededor de 20.000 pesos.

En agosto, para mantenerse en la clase media vulnerable, una familia tipo debió tener un ingreso de $282.452,82. Para considerarse clase media frágil sus ingresos debieron alcanzar los $348.315,93. Mientras que para ser considerada clase media tuvo que contar con un ingreso de $435.394,90. El sector acomodado, que tan solo representa al 1% de la población, mantuvo ingresos de $1.393.263,71 o superiores.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *