domingo, agosto 1

PESE A LA OPOSICIÓN DE DOCENTES Y ESPECIALISTAS, LARRETA RETOMA LA PRESENCIALIDAD ESCOLAR

El jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, anunció hoy la vuelta a las clases presenciales de los alumnos de los niveles inicial, primaria y de los dos primeros años del secundario desde el lunes próximo y aseguró que “la evidencia muestra que el nivel de contagios en las escuelas es más bajo que en el resto de la Ciudad”.

“Transmitimos nuestra convicción que la prioridad es la educación y no tenemos un espíritu de conflicto. Dije que lo primero que íbamos a abrir eran las escuelas”, afirmó el alcalde porteño al ser consultado por su decisión de mantener las clases presenciales pese a la resolución del Gobierno nacional que estipula la enseñanza remota en las zonas de alarma epidemiológica dentro de las cuales está la Ciudad.

En ese sentido, adelantó, durante una conferencia de prensa en la sede del Ejecutivo, que desde el lunes 31 se retomará el esquema dentro del sistema educativo que estaba vigente antes del inicio del período de aislamiento estricto, aunque tendrá algunos cambios en el nivel medio.

Según precisó, los alumnos de jardines maternales, inicial, primaria y especial regresarán a las clases presenciales dado que, dijo, “son quienes más necesitan de la sociabilización entre pares y del contacto cara a cara con docentes”; mientras que los estudiantes de primer y segundo año de la secundaria mantendrán un esquema bimodal que combine la presencialidad y la virtualidad.

El resto de los estudiantes de la secundaria, que van de tercer a sexto año, cursarán de forma virtual, al igual que las escuelas para adultos, las terciarias y los centros de formación profesional.

El anuncio de la administración porteña,  se desarrolló en tras el reporte de 2.910 nuevos casos de coronavirus y 55 fallecidos en el distrito porteño durante las últimas 24 horas, lo que eleva  el número de contagiados a 404.741 personas y el de fallecidos a 9.412 desde la llegada de la pandemia en marzo de 2020. Mientras que la ocupación de camas de terapia intensiva en el sistema publico de salud es del 76,9% y la tasa de letalidad, es decir el porcentaje de muertes sobre diagnósticos positivos, se ubica en el 2,33% (una de las más altas del país).

De acuerdo a declaraciones vertidas por ministro de Salud porteño, Fernán Quirós esta semana hubo “un descenso mínimo” de los casos de coronavirus en la ciudad de Buenos Aires. “En los últimos días bajamos de 2.600 casos promedio (de la semana pasada) a 2.400; es un descenso mínimo y no alcanza para nada para lo que tenemos que hacer porque necesitamos un descenso pronunciado”, aseguró Quirós que insistió en que la mayoría de los contagios ocurren “en encuentros laborales, sociales y familiares en lugares mal ventilados”. Y, como si la docencia no se tratara de una cuestión laboral, afirmó respecto a la vuelta de las clases presenciales  que “la escuela es lo último que se cierra y lo primero que se abre”.

Los gremios docentes en pie de lucha
Ante el anuncio de la vuelta a la presencialidad, el secretario adjunto de Ademys, Jorge Adaro, pidió al jefe de Gobierno de la ciudad de Buenos Aires, Horacio Rodríguez Larreta, que en las escuelas porteñas se mantenga “el vínculo virtual” hasta que “la vacunación docente esté realizada de manera completa”,

“El gobierno de Larreta intenta volver a una supuesta presencialidad”, dijo Adaro en declaraciones de prensa y recordó que “antes de esta suspensión” de la concurrencia a las aulas de parte de los alumnos de escuelas porteñas, “las familias habían decidido no enviar a sus hijos e hijas a las escuelas por el incremento de contagios en todo el país”.

En contraposición, a las afirmaciones de los funcionarios porteños, el secretario adjunto de Ademys dijo que “la escuela es un receptor de casos” y detalló que “hay un estudio a propósito de una maestra contagiada que impactó en 50 personas”.

“Es el mejor ejemplo de que en la escuela también se contagia, pero probablemente el gobierno porteño no haga este tipo de estudios o se basen en otros datos que esconden lo que sucede”, denunció Adaro, que sostiene que “hay una negación fuerte de parte del gobierno” de la Ciudad y lo comparó con la gestión de Jair Bolsonaro, actual presidente de Brasil.

En este sentido, detallo que ya son “16 trabajadores docentes y auxiliares fallecidos por Covid-19” y “10 mil casos confirmados” de contagios “que tienen vinculación con las escuelas”, y denunció que no hay un canal de comunicación con el Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires: “Repiten que les interesa el dialogo, que quieren escuchar a los vecinos, pero todo eso en la vida real es mentira”.

“Hasta el inicio de estos nueve días de confinamiento estaba vacunado el 7% de la población docente. Ahora han hecho una convocatoria y esta semana estaban vacunando a docentes y auxiliares de 55 a 59 años”, dijo, para dar dimensión de la cantidad de personal docente que aún no fue vacunado.

Además, los bares y restaurantes podrán atender en espacios al aire libre en mesas de hasta cuatro personas o grupo familiar hasta las 19, mientras que luego de ese horario estarán habilitados a trabajar con delivery o con el sistema de “retiro en el local”.

Según el anuncio, volverán a funcionar la industria y la construcción y estarán permitidos los deportes de hasta 10 personas sin contacto al aire libre, al igual que las ceremonias religiosas; mientras que las actividades profesionales de contadores y escribanos, por ejemplo, deberán continuar bajo la modalidad remota.

Respecto de la situación epidemiológica de la pandemia en la Ciudad, Rodríguez Larreta dijo que “los datos muestran que, tras un aumento de casos durante la semana pasada, esta semana se detuvo el crecimiento y la curva empezó a cambiar su tendencia hacia un amesetamiento”.

De todos modos, consideró que “todavía es prematuro para hacer una evaluación completa porque recién pasaron siete días del comienzo de las restricciones y el impacto de las actuales medidas se ve entre los 12 y 14 días”.

Detalló, no obstante, que desde el inicio del período de aislamiento estricto por nueve días, “se registraron descensos en el uso de todos los medios de transporte: en los subtes, trenes y colectivos bajó un 30% la cantidad de pasajeros, al igual que en los vehículos particulares”.

“Para acompañar el cumplimiento de los protocolos, continuarán los controles en los centros de trasbordo, en las estaciones de subte que permanecen abiertas, y también se va a reforzar los controles en los accesos de la Ciudad”, agregó.

En tanto, la secretaria general de la Unión de Trabajadores de la Educación (UTE-Ctera), Angélica Graciano, rechazó  la decisión del Gobierno de la ciudad de Buenos Aires, de que el lunes vuelvan las clases presenciales en el nivel inicial, primario y los dos primeros años de la secundaria, y consideró que los funcionarios porteños “retoman su campaña política usando como bandera la presencialidad escolar”.

Para la titular de UTE, Rodríguez Larreta “ha decidido negar la realidad, lo que es un grave error”.

“Ha decidido mostrar mano dura, lo contrario de lo que esperamos de un gobernante, del que esperamos que reconozca el error, y eso nos está costando muchas vidas”, añadió Graciano en declaraciones a Radio Nacional. “Nos enfrentamos con personas que no tienen rasgo humano porque escuchan a los encuestadores y no los planteos de la comunidad que dicen que tienen que producir un momento de espera hasta que bajen los contagios”.

“Nos han descontado gran parte del salario” como consecuencia de las medidas de fuerza “por eso estamos haciendo un bono solidario”, indicó la dirigente gremial y explicó: “Las maestras nos contestan que prefieren pagar su salario y no pagar un sepelio”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *