GUIA PARA USUARIOS DE TRANSPORTE PÚBLICO

La Dirección de Transporte y Telecomunicaciones de la Defensoría del Pueblo de la Ciudad, presentó una guía para que los usuarios del transporte público de pasajeros conozcan sus derechos, los hagan valer y sepan dónde y cómo reclamar.
El jueves próximo, de 10 a 14, personal de este organismo distribuirá la guía en cuatro puntos de la Ciudad: Estación Belgrano C (Barrancas de Belgrano). Av. Nazca y Av. Álvarez Jonte. Plaza Liniers Shopping. Nogoyá y Cuenca (Villa del Parque).

Durante la presentación, Norberto Darcy y Federico Conditi, subsecretario de Derechos Ciudadanos de Consumidores y Usuarios y Director de Transporte y Telecomunicaciones de la institución, explicaron que la función de esta guía es difundir, concientizar y brindar herramientas que permitan efectivizar los derechos de los usuarios del servicio público de transporte. Y destacaron que al utilizarse todos los canales de denuncia vigentes es posible mejorar la tarea fiscalizadora del Estado y asegurar que las empresas prestadoras cumplan con sus obligaciones contractuales.

También subrayaron que desde ese organismo se realizan no sólo tareas de seguimiento, se abordan también elaboramos iniciativas con la finalidad de mejorar la accesibilidad física y económica al transporte público: “Una herramienta que debe garantizar el derecho a la movilidad de quienes viven y transitan por la Ciudad de Buenos Aires, ya que una buena experiencia en el viaje mejora la calidad de vida de las personas. Defender ese derecho es nuestro principal objetivo”, enfatizaron.

En este sentido, la Defensoría del Pueblo, a través de sus representes, consideró que “el sistema de transporte de la Ciudad debe mejorar su servicio y su tarifa para así disminuir el número de autos particulares que circulan durante los días de semana. En este sentido, impulsamos una serie de medidas que, creemos, mejorarían la vida de los vecinos”.
Para lograr estos objetivos, el Defensor del Pueblo Alejandro Amor, propuso:

  1.  Implementar un sistema de tarifa integrada para el transporte público del área metropolitana que incluye subtes, colectivos y trenes, con el objetivo de que toda persona que precise combinar distintos medios de transporte para desplazarse pueda tener una tarifa más económica y accesible en función de la cantidad de transbordos realizados.
  2.  La ampliación de la franja horaria de operación del servicio de subterráneo y se retorne a los horarios establecidos hasta fines 1980, antes de que se modificaran por la crisis energética y la posterior concesión del servicio.
  3. Poner en marcha un plan integral de mantenimiento y mejora de los medios de acceso a las estaciones de subte y debe ampliarse la oferta y disponibilidad de ascensores y escaleras mecánicas al igual que deben habilitarse más servicios sanitarios en cada estación.
  4.  Discutir una ley universal de boleto estudiantil, que contemple la situación de los estudiantes en todos los niveles, incluido el universitario.

Amor, consideró que “El rol del Estado debe ser el de garantizar la defensa y ampliación de derechos”. Y aseguró que la implementación de estas medidas redundará en una mejora en la calidad de vida de los porteños, pero también de quienes transitan a diario por la Ciudad.