FEMINICIDIO Y DERECHOS HUMANOS

La integrante del Consejo Civil Asesor de la Organización de Naciones Unidas (ONU) Mujeres, Marcela Lagarde, consideró que es “muy importante nombrar como feminicidio al asesinato de las mujeres” y añadió que a este delito “se lo enfrenta con derechos humanos”. Lagarde, doctora en Antropología y militante feminista mexicana, consideró como “muy importante nombrar como feminicidio al asesinato de mujeres, porque da una explicación científica más rigurosa, no solo criminalística, sino criminológica, de explicar un delito socialmente, culturalmente y políticamente” y acotó que a este delito se lo “enfrenta con derechos humanos”.

En declaraciones a la prensa, Lagarde, consideró que dar la denominación de “feminicidio” al asesinato de mujeres, “nos permitió una compresión distinta de cuáles son las causas de estas situaciones de extrema violencia contra las mujeres”.

“Hemos descubierto que en los lugares donde hay altas tasas de homicidios contra mujeres y niños, se dan circunstancias en las que se juntan situaciones opresivas para las mujeres o de ilegalidad territorial, espacios que favorecen todo tipo de criminalidad”, sostuvo.

 “Al feminicidio se lo enfrenta con derechos humanos” destacó al explicar que la Declaración Universal de los Derechos Humanos señala que “toda persona tiene derecho a vivir en una sociedad y un mundo capaz de garantizarle el ejercicio de sus derechos”.

“No es castigando un crimen que hay que hacerlo, sino desarrollando las condiciones sociales, políticas, económicas, culturales y jurídicas para que la sociedad y el Estado puedan garantizar eso”, destacó Lagarde.

La experta, durante el encuentro organizado por la ONG Nosotras en el Mundo, consideró que “mientras hay violencia no hay libertad, y además hay un sufrimiento. En el mundo entero la causa actual del movimiento de mujeres y del movimiento feminista está impulsada por organizaciones de mujeres muy diversas y es la causa de una vida libre de violencias”.

“Decimos violencias en plural porque en muchos lugares de América latina está la violencia de género que vivimos muchas mujeres por ser mujeres, y solo por el hecho de ser mujeres y a esa se suman otras violencias que multiplican una situación de desasosiego para las mujeres”, sostuvo.

La antropóloga visitó el último fin de semana la ciudad de Córdoba donde dió conferencias sobre el derecho de las mujeres a una vida libre de violencia, en la Universidad Nacional de Córdoba (UNC) y en el Centro Cultural Córdoba España.

Lagarde destacó, además, que en estos tipos de delitos “es importante la articulación de la denuncia en los medios de comunicación”, y agregó que para que esto se produzca en necesaria la “democratización de los medios, y esto también forma parte de quienes tratamos de hacer una ley medios en México”.

Precisó que en su país “hay redes muy importantes de trata. Hay lugares donde la comunidad completa está involucrada en la trata porque son negocios de patriarcas que han involucrado a las esposas e hijas, que son las que cuidan a las mujeres cuando están secuestradas en el momento del tráfico”.

La experta añadió que en México y en Centroamérica “se han agravado las condiciones de vida humana de las mujeres” y explicó que “en esto se combinan muchas cosas: en México gobierna un gobierno de derecha ligado al Vaticano y eso le da una impronta a la violencia contra las mujeres, porque las políticas que tienen estas corrientes colocan a las mujeres como parte de algo y nunca como seres plenos de derechos con ciudadanía”.

“Esto fragiliza la condición de las mujeres y hace que estén mucho más a expensas de cualquiera, desde sus familiares o hasta quienes en el mercado tienen que ver con las mujeres”.

Fuente: Télam